Negociación, la nueva herramienta de las empresas del Siglo XXI

Negociación, la nueva herramienta de las empresas del Siglo XXI

Hablemos hoy sobre Negociación: Ya bien entrado el S. XXI, y con el auge de los nuevos elementos de la comunicación que han aparecido, aparece también nuevas relaciones empresariales que es recomendable que conozcas de primera mano para poder obtener los mejores resultados en las negociaciones que lleves a cabo.

Dentro de las nuevas formas de organización empresarial, se ha venido estudiando desde finales de la década anterior la intervención de los miembros que dirigen las empresas para conocer qué es lo que favorece que ciertos negocios dispongan de un éxito superior a otros. Como conclusión se ha llegado a plantear que las grandes empresas de éxito tienen algo en común; sus directivos pasan la mayor parte del tiempo negociando, todo y con todos, y su éxito se debe, en gran medida, a la capacidad negociadora de sus líderes.





Descargar el Ebook 




Pero, ¿de qué hablamos cuando nos referimos a la negociación?

Hablar de negociación es hablar de un proceso. De esta manera, puedes distinguirla de una acción puntual que se realiza en un momento concreto; lejos de esto, los procesos de negociación requieren de las partes un período en el cual dos o más actores entran en contacto, planifican los objetivos que pretenden conseguir, conversan para poder llegar a acuerdos y consiguen alcanzar algunas de sus propuestas.

Para entrar en este proceso, es necesario que las partes enfrentadas se necesiten la una a la otra. Es decir, es importante tener claro que las negociaciones se plantean entre elementos que tienen en común algunos objetivos y pretenden mejorar su situación mutua. Además, debes saber que, aunque pueda tratarse de un competidor directo, la entidad con la que pasarás a negociar te necesita tanto a ti como tú necesitas de sus capacidades.

De esta manera, una negociación busca un equilibrio entre dos partes que tienen intereses comunes, pero también ciertas discrepancias en algunos aspectos concretos. Las partes pretenden solucionar sus reticencias a través de un proceso que facilite limitar los perjuicios para cada parte y que, a través de este proceso puedan sentirse beneficiadas mejorando la situación inicial de cada una de ellas por separado. Si quieres saber algunos consejos que te ayuden a mejorar tus capacidades de negociación puedes leerlas en este artículo del blog Unicentro.

negociacion

Para lograr el éxito en las negociaciones, siempre hay que estar dispuesto a ceder en algo a la otra parte.

Un buen negociador ¿nace o se hace?

Probablemente existan personas con un don natural para la negociación que le permitirá conseguir sus objetivos con mayor soltura, pero en general, como casi todas las características necesarias para desarrollar cualquier profesión, un buen negociador se hace, sobre todo a través de la experiencia.
Así, existen ciertas cualidades que deberías entrenar para mejorar tu capacidad negociadora en los ámbitos en que te sea necesario:

  • Ser optimista y estar motivado hacia la consecución de objetivos.
  • Ser consistente, curioso y reservado
  • Disponer de una buena predisposición a escuchar
  • Ser flexible en las opiniones
  • Disponer de confianza en ti mismo, sin llegar a ser confiado

Todas estas cualidades son elementos fundamentales que forman parte del carácter de un buen negociador. Confía en ti y trabaja estos aspectos para poder mejorar tu capacidad negociadora y verás que pronto mejoras tus resultados.

¿Qué factores intervienen en la negociación?

Existen ciertos factores fundamentales que influyen mucho en la negociación y que es necesario que también conozcas. El factor emocional es quizás el que más suele echar por tierra muchas de las negociaciones. De esta manera, debes trabajar mucho tu inteligencia emocional, para que no sean las emociones las que dominen todo el proceso. Por el contrario, debe ser lo racional lo que predomine en las decisiones que vayas a tomar.

El factor social es también importante, en tanto en cuanto las negociaciones se llevan a cabo entre dos o más personas u organizaciones, así que trabajar la empatía, saber ponerte en el lugar del otro es muy importante para manejar el buen trato con tus interlocutores.

Otro factor importante, mucho más hoy en día, es el aspecto físico. Aunque no sea una prioridad para ti, tu imagen es tu tarjeta de presentación y dice mucho de ti y de tu empresa. Cuida tu imagen en el momento de llevar adelante un proceso de negociación, sobre todo en los momentos iniciales.

Por último, y puede que sea el factor más importante, se encuentra los conocimientos técnicos, tanto de lo que pretendes negociar como del proceso negociador en sí mismo. Si tienes claro los procesos que se desarrollan durante la negociación podrás manejar mejor los tiempos y las contrapartidas que puedas jugar para poder mejorar las condiciones por las que estás negociando.

Así pues, puedes darte cuenta de que la negociación es algo más compleja de lo que inicialmente parecía. Disponer de una buena actitud, capacidad de escucha y empatía, así como saber mantener una posición te ayudará a conseguir objetivos. Recuerda siempre que se trata de ceder para ganar y que el éxito de la negociación favorecerá que obtengas mejores beneficios que actuando en solitario.

Si te interesa aprender más sobre negociación seguro que te viene bien asistir a este evento gratuito el próximo 29 de septiembre en Madrid, titulado “Consigue Financiación ¿Sabes cómo?”, dirigido por la especialista Rosa González y en un formato bis a bis de asesoramiento personalizado. ¡No te lo pierdas!





Servis-la arquitectura y el diseño de los espacios




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *